Cristina Salín de Barragán

¡Hola! Soy Ma. Cristina Salín de Barragán

Tengo 73 años, cuando tenía 65 años me sentía muy mal, estaba cansada todo el tiempo, con un color amarillo en mi piel, anémica, acudí al doctor Alfonso Petersen y el me recomendó al Dr. René Malé. El Doctor Malé me ordenó una serie de estudios.

Al conocer los resultados me informó que tenia “cirrosis”, lo cual me causo asombro puesto que yo no bebía vino, me explico que hay varias clases de cirrosis, que la que yo tenía probablemente era “biliar” que podía ser causada por una colitis ulcerativa que yo padecía hacía muchos años. La solución era un trasplante de hígado.

Me puso en contacto con el Dr. Luis Carlos Rodríguez Sancho quien luego de revisar los estudios que yo llevaba, me dijo que efectivamente mi hígado estaba necrosado que requería un Trasplante.

Después de pensarlo mucho junto con mi esposo y mis hijos decidí aceptar la operación.

Me puso el Dr. Luis Carlos Rodríguez Sancho en lista de espera para que en cuanto recibieran la donación de un hígado compatible con mi organismo me realizaran la operación.

Después de reunir todos los requisitos que se me pidieron, me puse en manos de Dios y me preparé para el Trasplante.

Pasaron algunos meses y el 17 de Octubre del 2000 por la mañana recibí una llamada del Hospital Civil avisándome que el hígado había llegado, que me presentara en tres horas en el hospital para prepararme a la operación.

El trasplante fue un éxito el Dr. Luis Carlos Rodríguez me dijo que este era el mejor que había hecho.

Al tercer día me trasladaron al Hospital del Carmen, me pusieron en un cuarto estéril, en el seguimiento de la operación fui muy bien atendida por el equipo integrado por el Dr. Luis Carlos Rodríguez, Dr. René Malé, Dr. Frutos, Dr. de la Cabada.

El 27 de Octubre mi estomago estaba muy distendido y el Dr. Luis Carlos Rodríguez tuvo que intervenirme, encontró que el colon tenía 15 cms de grueso, me lo quito dejando solo 7 cm.

A los siete días el 04 de Noviembre otra operación, el intestino delgado estaba torcido, me causaba molestias.

René me seguía atendiendo con mucho cariño como hasta la fecha.

Salí del hospital el 14 de Noviembre y hasta hoy gracias a Dios y a los doctores estoy bien.

María Cristina Salín de Barragán
Zapopan, Jalisco.