DIETAS SIN IRRITANTES GÁSTRICOS

Las dietas bajas en irritantes gástricos se utilizan cuando algún paciente tiene alguna irritación causada por algún problema gástrico, como lo seria; gastritis, ulceras pépticas, enfermedad por reflujo gastroesofágico. Estas condiciones causan que las paredes del estomago y del esófago se irriten por el ácido del estomago.

Algunos síntomas que se pueden presentar con están enfermedades son: acidez estomacal, sensación de que viene ácido del estomago a la boca, quemazón en el esófago, dificultad para tragar, dolor en el pecho, sensación de que se te atora el alimento.

Algunas recomendaciones para mejorar estos síntomas:

  • Se deberán quitar alimentos como: cafeína, bebidas alcohólicas, chocolate, cigarros, grasas alimentarias (fritos, capeados, empanizados)
  • Se deberán hacer comidas pequeñas y frecuentes. Se deberán evitar exceso de comida.
  • Comer alimentos con alto contenido en grasas y un contenido más alto en proteínas.
  • Dietas altas en fibra (frutas y verduras) y la actividad física siempre ayudaran a mejorar los síntomas
  • Evitar alimentos ácidos como frutas, cítricos, tomates, etc.
  • Evitar alimentos condimentados como chile, pimienta, ajo, cebolla

Se deberán hacer algunos cambios en el estilo de vida, como por ejemplo:

  • Perder peso, si se encuentra en sobrepeso u obesidad
  • No acostarse después de comer (esperar de 2 a 3 horas)
  • Elevar la cabecera de la cama, aproximadamente 40º
  • Reducir o evitar el tabaquismo
  • Tomar los medicamentos que indica su gastroenterólogo
  • Evitar las comidas o colaciones nocturnas o tardías