DIETA SUAVE

La dieta suave es seleccionar alimentos de una dieta normal de manera que su consistencia sea suave.

El objetivo es provocar el mínimo estimulo digestivo y siempre deberá cubrir los requerimientos energéticos.

Las características de la dieta suave es la modificación de la textura para facilitar el proceso de deglución y masticación.

Está indicada en pacientes con:

  • Cirugías graves de cabeza y cuello
  • Problemas dentales
  • Varices esofágicas
  • Úlceras
  • Naúseas
  • Vómito
  • Estrechamiento de esófago; como por ejemplo pacientes con acalasia.

Es importante tener en cuenta que se deben espesar las bebidas, evitando líquidos ligeros y el paciente pueda tener riesgos de aspiración a pulmón (broncoaspiración).